jueves, 29 de noviembre de 2007

cruel en el cartel

Soñé otra vez con aquella pequeña casa con jardín, esta vez con el recuerdo de ese sueño.
Hombre mirando al sudeste: ayer te ví. Como en un cuadro, un afiche de cartón, liso, jóven, bello. Detenido en el vano de la puerta del bar, buscando marco. Creyéndote merecedor de mi mirada, y de la de todos. Pensándote merecedor de la mirada del mundo. Sabiéndote jóven y liso y bello. Erguido, mirando al sudeste, en el marco del cuadro que con aire casual montás.
Posaste, y te saqué la foto. Linda, la foto.
Hice medio giro y me fui mirándola en mi cabeza, preguntándome cómo fué que lloré tantas noches por vos, tantas lágrimas, tanto desconsuelo, tanta partida. Llegué a la parada del 15 canturreando. Yo te dí un hogar...
Siguió mi día y mi noche y mi amanecer, olvidé la foto y el bar y tu aire casual y tu lejano sudeste. Soñé con el recuerdo de haber soñado en noches viejas aquella pequeña casa con jardín.
Sigo mi camino. Siempre me espera el mar, me salva saber que está, mañana iré por él.

4 comentarios:

livio dijo...

La odio por no colgar simultáneamente la versión de Goyeneche!

Dan ganas de balearse en un rincón...
Creo que era uno de los pocos tangos que mi viejo aceptaba de Goyeneche.
Apenas llegue a casa lo escucho.

Saludos malevos!

antiprímula dijo...

Escúchelo Livio, pero no vaya a balearse por favor, (al menos no lo haga antes del martes). Le mando la letra para que cante hasta que llegue a su casa. Saludos bordóses.

Cruel en el cartel,
La propaganda manda cruel en el cartel
Y en el fetiche de un afiche de papel
Se vende una ilusión,
Se rifa el corazón...
Y apareces tú,
Vendiendo el último jirón de juventud,cargándome otra vez la cruz...
Cruel en el cartel te ríes, corazón...
¡Dan ganas de balearse en un rincón!
Ya da la noche a la cancel
Su piel de ojera;
Ya moja el aire su pincel
Y hace con él la primavera...
Pero, ¿qué...?
¡Si están tus cosas, pero tú no estás!
Porque eres algo parar todos ya
Como un desnudo de vidriera...
Luché a tu lado para ti,
¡Por Dios!, y te perdí...
Yo te di un hogar...
Siempre fui pobre, pero yo te di un hogar...
Se me gastaron las sonrisas de luchar,
Luchando para ti,
sangrando para ti...
Luego, la verdad,
Que es restregarse con arena el paladar
Y ahogarse sin poder gritar.
Yo te di un hogar...fue culpa del amor...
¡Dan ganas de balearse en un rincón!

Letra : Homero Expósito
Música : Atilio Stampone

livio dijo...

Ja! Lo re-conozco,ya lo estaba canturreando. Se ve que me exprese ambiguamente cuando dije que lo iba a escuchar. Debí decir a escuchar nuevamente.
Grazie!

antiprímula dijo...

No se expresó mal L. pero tal vez no recordara la letra completa. Además así también la pueden cantar otros ¿no?.