domingo, 30 de septiembre de 2007

Adiós, septiembre, no vuelvas pronto

Hoy termina septiembre. Por fin. Lo detesto. Será porque otro septiembre se llevó a mi papá, y todavía lo extraño. Ó porque este septiembre cumplí condena con el trabajo forzado de desenamorarme, tachando en el almanaque de mi heladera cada día que pasaba. Sin metáfora: cruces sobre los días. Ó por esa canción espantosa que por inconsciencia colectiva supo tener éxito. (Perdón Neil, cualquiera comete errores). Ó porque empieza con s. Ó porque soy otoño. Ó por antiprímula. Por lo que sea, despido con entusiasmo este maldito mes. Lo único bueno de septiembre son mis plantas. Pero en octubre estarán espléndidas. Lo sé. Yo también.

3 comentarios:

Garracatapunchis dijo...

Ami tanto que me gusta Septiembre, mes de la patria, mi cumpleaños, la lluvia, en fin.

Asterion dijo...

Estoy de acuerdo con esa idea, en especial porque tiene muy buena prensa solo por los últimos días.

antiprímula dijo...

G: Tal vez el septiembre mexicano sea mejor que el argento, desconozco. Feliz cumpleaños.
A: Sagaz su agregado contra septiembre. Coincido, pues.